Raquel Teran en We Love Flamenco 2015

Pocas veces se consigue decir tanto con sólo tres palabras que dejan atrás las fronteras del diseño y sintetizan, en una escueta frase, no sólo un estilo en moda flamenca, sino una manera de ver la vida, de entenderla e interpretarla y hacerla llegar al resto, a quienes respiran en modo flamenco.  Así es ella, así es Raquel Terán y así es su nueva colección de caramelos de colores con volantes que nos fueron endulzando la vista, revuelo tras revuelo, durante el desfile.  ‘A mi manera’ se dejó  querer por los golosos flamencos del viernes noche que no nos saltamos, ni a la torera, una cita flamenca de corte ‘teraniano’. Y permitidme la palabreja inventada para calificar su estilo, pues sólo ella sabe mezclar esos colores, los suyos, subidos pero apagados, intensos pero suaves, donde el blanco deja paso a un beige aclarado, el amarillo tiende a un mostaza, el rojo es aterciopelado y el verde es sevillano, ese tono hoja de geranio, que se alegra con ‘tiras bordás’, cintas de terciopelo, encajes, madroños y otros que debí anotar en su momento para no olvidar ahora.

Raquel Teran en backstage colocando peinecillos y flores a una damita flamenca

Raquel Terán

A eso de las 21.30h el Salón Real del Alfonso XIII estaba a rebosar de miradas, de esas que buscan sorprenderse al conocer cómo se mueven sus caramelos flamencos. Todos venían a ver a Raquel Teran en We Love Flamenco 2015.

Raquel Terán y Nieves Pérez San Gregorio colocando flores en backstage

Mientras el salón se llena, Raquel y Nieves preparan a las damitas flamencas

La flamenca de Raquel está cuajada de colores alegres, de los que destacan sobre albero y ganan viveza haya sol o nubes, tocada de un aire hippie chic mezclado con esa coquetería sevillana que tan bien sabe manejar. Con esta colección se confirma la libertad de la que ha disfrutado siempre, la de diseñar a su antojo, dando carta blanca a sus caprichosos volantes y paleta de colores, sin faltar su crudo, el blanco de Raquel Terán, pero esta vez acompañado de flores.

Los amarillo albero de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015

Los protagonistas de la noche pasean por el Salón Real del Alfonso XIII en We Love Flamenco 2015

La colección, este año, incluye varios conjuntos de dos piezas de camisa amplia, de las que marcan sin encajarse, y falda evasé con abertura lateral que sólo se aprecia al andar, quedando oculta tras el patchwork que la recorre en tonos menta y fresa. Éstas contrastan con su propuesta en vestidos de volantes al hilo, que retoman, al pie de la letra, las normas clásicas del vestir flamenco, comenzando los volantes poco antes de llegar a la cadera y a tan sólo unos centímetros de la cintura.

Dos piezas feriante de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015

Otros siempre están presentes en sus colecciones, como el canastero ‘negro terán’, con el vuelo algo subido por delante, o el clásico, el que tanto gusta de talle bajo, sin olvidar sus volantes de capa floreados, con mangas al puño; aunque en cuanto a mangas este año todos los largos tienen sitio a su manera. Muy vistosos sus volantes en cascada que caen desde arriba para unirse a los volantes al hilo que terminan el vestido. Y, alguno que otro, acompañado de chalequillos cortitos llenos de pequeños detalles, con el símbolo de la paz dibujado con texturas a la espalda.

Damitas flamenca vestidas por Raquel Teran para We Love Flamenco 2015

Canastero de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015 Volantes en cascada de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015
Coleccion A mi manera de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015 Infinitos volantes de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015
Patri Lopez para Raquel Teran en We Love Flamenco 2015

Patri López

Lola Alcocer para Raquel Teran en We Love Flamenco 2015

Lola Alcocer

Patri Lopez fue la encargada de abrir el desfile, pasear con las pequeñas damitas flamencas y comenzar la colección pret-a-porter que lo cerraba, esos cuatro azucarados antojos que tanto gustaron. Mi favorito lo lucía Lola Alcocer, con esos ojos turquesa a juego con las flores bordadas de la falda en tonos tierra, vistiendo blusa de mangas bolero cuajada de cintas rizadas, cosidas al hilo, que a la vista simulaban coquetos volantes que recorrían de un lado a otro la pieza en dos tonos de color, el de sus ojos y el carmín. No sin antes encapricharme del vestido de inspiración ibicenca, de esos amplios que sólo te dibujan el pecho y te dan libertad no sólo de movimientos sino de pecaditos culinarios veraniegos, donde el toque amarillo albero le aporta luz y brillo, y sobre el que se dejan caer largos collares de la colección “Hippie Chic”.A su manera su propuesta se sale de la típica tildada como flamenca y se postula como imprescindible para otros entornos no feriantes pero con connotaciones especiales para quien lo lleva, es decir, pasear moda flamenca por allí donde no es costumbre. ¿Por qué no lucir cualquiera de sus 4 últimos estilismos en una fiesta privada en primavera o en una cena especial? ¿Para el lunes del pescaíto? ¡¡Por supuesto!! ¿Para cualquier otro día que no te apetece cargar con volantes? ¡¡Ni lo dudes!! Son las perfectas alternativas para ir a la Feria de flamenca sin serlo.

Vestido de inspiracion ibicenca en el desfile de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015

Coleccion pret-a-porter de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015

Mantoncillos y complementos para un Raquel Teran

Sus mantoncillos este año se customizan y mimetizan con el traje de flamenca como si añadieras un volante más al vestido. Algunos integran detalles de caireles, otros son un precioso damero textil flecado y mis favoritos son de tiras de colores y texturas distintas, unidos con bandas de terciopelo y otras tanto lisas como frizadas.Mantoncillo de patchwork de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015En complementos Raquel Terán combina hasta cinco estilos diferentes para decorar sus caramelos flamencos, usando caireles, plumeti con camafeos y piezas de resina, terciopelo, flores y bisutería para darles el toque hippie chic. Como siempre los accesorios flamencos tampoco son los que son y porque sí. Se diseñan, se estudian y se preparan con la ayuda de Nieves Pérez San Gregorio, calculando tonos, formas y tamaño adecuados para cada vestido de flamenca.

Mantoncillo, pendientes y peinecillos Raquel Teran para la coleccion A mi manera

Sus ramitos han crecido un poco y se mezclan con rosas algo más grandes, guardando siempre la tonalidad de color favorita de Raquel. Tomad nota del gusto con el que los dispone por el cabello acompañados de minúsculos peinecillos y peinas.

Ramitos de Raquel Teran en We Love Flamenco 2015 Flores y peina Raquel Teran en We Love Flamenco 2015

¡¡Gracias Raquel Terán por dejarnos disfrutar de tus colores!!

Las manos de Nieves colocando peinecillos Raquel Teran en backstage

Posts Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*