Sábado flamenco en Wappíssima 2016

Un sábado bastante nutrido de volantes y lunares procedentes de certámenes flamencos, fue el que nos ofreció Wappíssima en su segunda tarde de moda flamenca. Así, pudimos revivir momentos de SIMOF y We Love Flamenco, con las amapolas amarillas de José Raposo, a las que siempre da gusto mirar, o las Reinas de las Arenas de Didí Martí, de destellos dorados que no se han dejado ver al completo hasta llegar a Pasarela Wappíssima, y no porque su creadora no quisiera mostrarlo antes.

Trajes de flamenca de José Raposo

También hubo sorpresas, esas que provocan la primera colección de un diseñador, como las de Mario Valladares e Isabel Araujo, que han paseado con firmeza sus primeros volantes, junto a firmas profesionales como Rocío Montserrat, Flamencas by María Ramírez o Ángeles Copete, que se encargaron de adelantar y llevar un poquito de primavera hasta las frías tardes de comienzos de marzo en el Monasterio de Buenavista de San Jerónimo.

Volantes al codo de José Raposo en Wappíssima 2016

Rocío Montserrat: Mi sentir flamenco

Rojos, blancos y negros, con transparencias en plumeti que puntean tanto en escotes uve por delante y en otros interminables por detrás. Se decoran con flecados allí donde no acostumbramos a ver, de un brazo a otro sin tocar hombros pero invadiendo espalda, como en este clásico en blanco de lunares negros y talle bajo, uno de mis favoritos del sábado de Wappíssima 2016.

Vestido de flamenca de lunares de Rocío Montserrat en Wappíssima 2016

Ángeles Copete: Colección Cápsula

Porque el vestirse de flamenca, de firma y de temporada sin que tiemble el bolsillo siempre es posible gracias a colecciones como ésta, Ángeles Copete ha creado esta mini colección en canasteros, volantes al hilo y match and mix de textiles. Con esta colección cápsula consigue que tu sueño flamenco se quede más cerca.

Colección cápsula de Ángeles Copete en Wappíssima 2016

Para Ángeles Copete éste es su segundo ramillete de volantes en la temporada 2016. La primera ya pisaron las tablas del Alfonso XIII el pasado mes de enero en la pasarela We Love Flamenco.

Eduardo de los Santos

En su primera colección de flamenca el lunar se estampa en diferentes tamaños, se mezcla con estampados de flores y se viste de encajes. Abundan los talles bajos y se prodigan poco los altos, desoyendo las tendencias y encaminándose más hacia aquello que nos gusta a la mayoría: marcar caderas mientras el tipito lo permita.

Vestidos de flamenca de Eduardo de los Santos en Wappíssima 2016

Flamencas by María Ramírez: Maralba

Con taconeo comenzaba el desfile de Rocío Montserrat. No hay mejor manera de ver un traje de flamenca. Y con paso pausado continuaron sus flamencas, las de su colección, siendo el color negro protagonista y denominador común de sus trajes. Tanto que ha prodigado su uso como base de estampados florales y verticales y en remates de carruchas y encajes. A pesar de su rotunda presencia, de tanto en tanto se dejaba desterrar por el blanco en alguno que otro. Mi favorito se raya a lo ancho en bicolor y se salpica de flores rojas bordadas, poquitas pero suficientes para dar el toque.

Colección Flamencas by María Ramírez en Wappíssima 2016

José Raposo: Amapola

Bata de cola en amarillo de José Raposos en Wappíssima 2016

Con sus lunares encajados en esparto y sus volúmenes no premiados en la última edición del concurso de noveles de SIMOF, paseó de nuevo sus trajes de flamenca, ajustándolos a otros talles, con la misma maestría que en el primero. ¡¡Inevitable prolongar mi affaire!! Sigo enamorada de sus amapolas de lunares y cuadros y de su impecable manera de ver la moda flamenca.

Traje flamenca en blanco con enaguas amarillas de José Raposo en Wappíssima 2016

Bastien Duhem: Tus labios burdeos

Tus labios burdeos o sus flamencas minimalistas y sobrias, poseen esa solemnidad que requieren ciertos farolillos nocturnos para vestirte en tonos oscuros y flamencos, ésos que estilizan, adelgazan y aportar glamour porque sí.

Vestido flamenca en berenjena o granate de Bastien Duhem en Wappíssima 2016

Sergy Garrido: New York

Con esa pequeña locura de las protagonistas de ‘Sex and the city’ o  ‘Sexo en Nueva York’, para entendernos, se nutre la libertad creativa de Sergy Garrido para idear una colección de volantes que también se quedó como aspirante a alguno de los galardones en los noveles de SIMOF 2016. Cada uno de los trajes que Sergy Garrido ha diseñado esta temporada son la versión flamenca de ciertos vestidos lucidos por las chicas de la Gran Manzana, Carrie, Charlotte, Miranda y Samantha, protagonistas de la famosa serie de televisión.

Vestido flamenca en caldera o naranja de Sergy Garrido en Wappíssima 2016

¿Quién no recuerda el vestido blanco con esa enorme flor en el hombro que luciera Sarah Jessica Parker, Carrie Bradshaw en la ficción? Y que, por cierto, se trata de un vestido vintage que ya luciera Whitney Houston hace algo más de 20 años en una actuación en Los Ángeles. ¡¡Lo que son las joyas textiles: eternas y atemporales!!

Traje flamenca blanco inspirado en Sex and the city de Sergy Garrido en Wappíssima 2016

Airam Beige: A través del espejo

Sus volantes ya han pisado pasarela flamenca este año, en concreto en la de SIMOF como finalista para lidiar por el ansiado reconocimiento que se otorga en concurso de noveles. Con algunas propuestas desmontables, presenta una flamenca de tul y satén de seda.

Colección flamenca de Airam Beige en Wappíssima 2016

Mario Valladares: Diáñez

Un poquito de pret-a-porter y otro poquito de flamenca, que para eso de lo primero se viene y a lo segundo se llega por pasarela de volantes, porque el minimalismo elegante se pinta en cuadros rayados y en cualquier talla que se antoje, con pasamanería al hombro y camisas de botones en puños. ¡¡¡Simplemente bello Mario Valladares!!!

Camisa y falda de capa flamenca de Mario Valladares en Wappíssima 2016

Samuel Fernández: Esencia

‘Esencia’ son flamencas de escotes corazón en tonos tierra que se mimetizan con el albero feriante, donde los metros y metros de tela no se escatiman para darles movimiento con vuelos canasteros y volantes subidos, como algunos que recorren el largo de la falda de doble capa desde su nacimiento en la costura del corte imperio. Samuel Fernández imagina una flamenca clásica, de las que gustan, con tendencia dosificada, la justa para no desencajarse.

Canastero sin mangas y flecado de Samuel Fernández en Wappíssima 2016

Isabel Araujo: Tomar las riendas

Que estupendo ver cómo Isabel Araujo deja el aglutinamiento de los desfiles colectivos que cierran cada tarde de Wappíssima, donde sólo uno o dos trajes pueden contemplarse, para tirarse a la piscina y hacer una colección al completo aunque no totalmente flamenca. Lo es en cuanto a recursos, indudable inspiración, pero sin abundancia de vestidos de flamenca. Así, Isabel Araujo diseña amazonas y propuestas para el Lunes de Pescaíto.
Amazona flamenca de Isabel Araujo en Wappíssima 2016

Didí Martí: La Reina de las Arenas

Sus flamencas de tejidos etéreos, salpicados de lentejuelas doradas, se inspiran en su querida ciudad de Túnez, a la que vuelve cada vez que puede. Sus volantes, los de siempre, personales e imposibles de emular, que emboban a la vista y que provocan siempre la incógnita no resuelta sobre cómo realiza el seseo.

Dorados y sedas para traje flamenca de Didí Martí en Wappíssima 2016

Colectivo 1º Alumnos Sevilla de Moda

Ellos de nuevo para clausurar una tarde y una pasarela de moda flamenca como la que es Wappissima. Ellos de nuevo, los alumnos de primer curso de la escuela Sevilla de Moda para dejar sus primeras huellas en flamenca.

Así un año más la historia se repite y si no es por el grupo que les nombra y encasilla, bien podrían ser propuestas de alumnos más avanzados. Al igual que en cursos superiores, también aquí se produce una abundancia de estilismos flamencos canasteros, junto a la constante clásica de rojos y negros que se entremezclan con otros que te traen el amarillo, ése más parecido al albero que al vibrante y que todavía es tendencia esta temporada. Os dejo imagen.

Traje flamenca mostaza alumnos Sevilla de Moda

Como siempre una forma diferente de darle fin a una edición más de esta pasarela flamenca, que tan buen sabor de boca deja gracias a la osadía creativa de los alumnos. ¡¡¡Ganas ya de ver la próxima edición!!

Posts Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*