De gitanas canasteras de Carmen Acedo se llena la Callejuela de la O, para encontrarse contigo en las entrañas de Triana amaneciendo el día y así, con sus ojos, de tus sueños despiertes

No hay fervor ni orgullo más poderoso que el de un trianero por su barrio, ejemplo a seguir y admirar. Porque el nacido en estas calles, primero es de Triana, un barrio con mucho arte, y luego sevillano, ¿o tal vez no?

Y es que la idiosincracia propia de quienes viven al otro lado del Betis, allá por los Arrabales, les hace enunciar diatribas como ésta para reivindicar por qué y para qué son quienes son. Dado que ser trianero es más que una manera de ser; es una forma de vivir y un sentimiento de independentismo en el extremo más cariñoso posible, alejado de ese concepto enrrabietado. Pues arde en deseos de cortar el cordón umbilical, de sentirse independiente de esa ciudad que le acoge y que, antaño, le tenía abandonada.

Detalles de las mangas flamencas de uno de los diseños de Carmen Acedo

Pero no puede, porque, en el fondo, allá escondido bajo llave, su corazón también late por Sevilla, aquella a la que deja ir una vez al año, y a veces dos, a su Virgen de la O. Antaño por el puente de barcas, siendo la primera de Triana en cruzarlo; ahora, por el de Isabel II, como corresponde.

Una Virgen de la O cuya historia tiene sus comienzos plagados de adversidades, como el asalto que soportó el templo de la O en el 36, el atropello por un tranvía en el 43 y su cambio de itinerario en el 49. Las cuales ha superado gracias al alma trianero. Es una Virgen que inspira marchas procesionales, como la de Paco Lola y su ‘Callejuela de la O’, a la que pone letra narrando las cosas que pueden suceder en su calle y en la que dice: ‘Y amaneciendo por las calles de Triana a una gitana canastera me encontré, su pelo al viento dibujaba la mañana y con sus ojos de mis sueños desperté…’

Una de las gitanas canasteras de Carmen Acedo en color nude

Si para Paco Lola su Virgen de la O es su gitana canastera, para Carmen Acedo sus canasteros son sus flamencas. Nombre de diseñadora trianera que ha inspirado su nueva colección en estos versos, en la que se recrea su Triana, el color de sus calles y el aroma que se respira en ellas. Frases de las que toma el título, Callejuela de la O, para bautizar también a sus gitanas canasteras, a cada uno de los volantes y lunares que ha imaginado este año.

Mini colección en negro de Callejuela de la O de Carmen Acedo en We Love Flamenco

 Así, un año más, Carmen Acedo no puede resistirse a recrearse en los lugares en los que vive, en su mundo trianero, sus costumbres y sus quereres para imaginar esas flamencas, esas gitanas canasteras con sabor a Triana. Pues vuelve a ser un pedacito de su barrio el que guíe sus volantes al aire con alma de lunares, aunque respire muy cerquita de El Cristo de la Expiración, El Cachorro.

Traje de flamenca de popelín con lunar pequeños de Carmen Acedo

Por eso la colección comienza con negros, con el color de la túnica y de los antifaces de la Hermandad de la O. Por eso el lunar flocado se encierra en coquetos vuelos de capa para sus clásicos y únicos talles bajos, esos que Carmen Acedo dibuja cargados de atemporalidad.

Traje de flamenca con lunar flocado en negro de Carmen Acedo

A veces sus vuelos se alargan con un par de volantes y otras se estampan con rosas bordadas, como si de un mantón se tratase, pues en flamenca es tendencia y por lo que vimos en la MBFWMadrid, también lo es en moda, al menos para algunas firmas.

Traje de flamenca negro con rosas bordadas en blanco de Carmen Acedo para sus gitanas canasteras

Así este luto riguroso fue pasando a medio luto, primero con el blanco, como hemos visto, para después hacerlo en rojo con tejidos de sedas semitransparentes con flores de terciopelo. Conformando un vuelo de capa, sencillo, un solo volante con remate de otro pequeñito, para unas mangas largas como de costumbre y mantoncillo, pues, aunque Carmen Acedo se apunta, en algún que otro diseño, al vanguardismo imperante, su defensa por el mantoncillo es palpable en cada colección.

Traje de flamenca con vuelo de capa en negro y rojo de Carmen Acedo

En algunos de sus diseños que dejaba que su preferencia por el patchwork flamenco, ya  conocida, gobernara el diseño, haciendo este mix & match de tejidos en la falda de este dos piezas. Dejando para el cuerpo con escote corazón y sobrecamisa en plumeti, una falda que diseña con museta hasta las caderas, a partir de la que nacen 4 volantes. Toda una novedad entre sus diseños, si no me equivoco. Jugando con el blanco y el negro y mezclando rayas en vertical y lunares galleta, dejando éstos en el centro y reservando los laterales para las líneas. Que, colocadas de la forma que están, es como más favorecen y estilizan.

Traje de flamenca de dos piezas en negro y blanco de Carmen Acedo

Pero vayamos a esos diseños coquetos, que son verdaderos caprichos y que sólo imagina Carmen Acedo. Como este traje de flamenca de silueta seseante, en el que un reguero de mini volantes se suceden, desde poco antes de las rodillas, para inventarse en colores dulces uno de esos con aires vintage. Para los que, incluso, añade vivos de encaje tricotado a los volantes y alguno que otro por encima algo más anchos. De mis favoritos de su colección en un rosa para recordar eternamente.

Traje de flamenca estampado con encajes de Carmen Acedo

También recrea evasés en lila, tono de la temporada, con puñaditos de flores por todos lados, en un traje de flamenca bien armado, cómodo y que, como es habitual en ella, siempre marca caderas. La opción de mantoncillo en berengena o, quizás, un buganvilla intenso, me resulta perfecta para este estilismo flamenco.

Traje de flamenca de volantes en evasé en tono líla con flores de Carmen Acedo

Pero su seña de identidad es el canastero, son sus gitanas canasteras, de las que logró desencasillarse hace un par de colecciones atrás y a las que sigue recurriendo en cada ramillete flamenco que imagina, porque sólo ella podría puede diseñar estos canasteros con aires sevillanos. Estilo más propio de tierras onubenses que trianeras. Para su línea de gitana canastera, Carmen Acedo añade más volumen y deja que el degradé del tejido y el estampado marquen el bajo de uno de los pocos trajes de flamenca a los que no suma mantoncillo y cierra el cuello. Una flor y un par de pendientes son lo único que necesita esta creación de flores y volantes.

Una de las gitanas canasteras de Carmen Acedo de su nueva colección Callejuela de la O

En sus canasteros, si el juego no se lo da el tejido, ella lo provoca. Por eso complica su elaboración en estos casos haciendo uso de recursos textiles. Como el añadir pequeños volantitos fruncidos y pasacintas a cada tramo, rozando el preciosismo en un traje de flamenca de apariencia sencilla en el que también te topas con almazuelas, ya sea alternando piezas de volantes, ya sea introduciendo otras en vertical en el mismo vuelo canastero como si de nesgas se tratasen.

Traje de flamenca canastero en color tierra de Carmen Acedo

Precisamente la minuciosidad de cada diseño que, aunque quisiera, no podría repetir, y el mimo que dedica a cada uno de ellos, inagotable a pesar del paso del paso del tiempo, tienen esa poquita de alma que se lleva cada creación de lunares y volantes de Carmen Acedo. Y que cada año recupera al volver a imaginar gitanas canasteras. Pues esta trianera de adopción que comenzó a cortar trajes de flamenca con 13 años, dio a luz a su firma en el 2002, en su barrio, en Triana. Cumpliendo su mayoría de edad en este 2020 y que coincide también con el lanzamiento de su nueva línea de flamenca, Alfarera.

Carmen Acedo tras el carrusel de su desfile en We Love Flamenco 2020

Y es que suma ya 18 años imaginando flamencas para una orilla y otra del Guadalquivir, creando lunares y volantes que se lucen en una Feria de Abril, lugar de encuentro de ambos lados del puente. Para trianeros y sevillanos. Y lo hace inspirándose en su Callejueja de la O, en María Santísima de la O que cada Viernes Santo lleva en sus cirios iluminados los nombres de los niños que han nacido bajo su amparo, ayudados por Esperanza y Vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.