En la primera colección de moda flamenca de Isabel Perea, el equilibrio entre lo clásico y la vanguardia se ha convertido en el hilo conductor de Miku presentada en Andújar Flamenca.

Dicen que la vida está llena de casualidades. A veces éstas se buscan, otras veces, las que más gustan, te las encuentras. No sé si de la que os voy a hablar podrá ser una casualidad o no, pero el caso que coincidir el nombre de una colección de moda flamenca, llena de intencionalidad diferenciadora, con el de la primera diva de la voz virtual, Hatsune Miku, apunta maneras en muchos sentidos.

Sobre todo, en el que respecta a romper barreras. Los japoneses han conseguido que un holograma se convierta en una estrella del pop con millones de visualizaciones en You Tube, dúo con Lady Gaga incluído. Isabel Perea pretende metas más cercanas y alcanzables con su primera colección, que desea que sea un buen augurio, significado que se atribuye a Miku, razón pues del nombre de su primer ramillete de volantes.

Traje de flamenca desmontable con parte superior de peto y cuerpo aflamencado en batista perforada de Isabel Perea

De momento, ha conseguido que su primera colección no pase desapercibida en su presentación en Andújar Flamenca, al menos no para Acento Artesano, gracias a los tejidos seleccionados y a su particular manera de hacer moda flamenca.

Detalles de uno de los diseños de la nueva colección de moda flamenca Miku de Isabel Perea

Pero volvamos al por qué de llamar Miku a su primera colección de volantes. Este nombre de mujer es poco común en Japón y evoca algo así como la belleza del cielo por mucho tiempo. Lo que viene a ser una referencia hacia el futuro, hacia lo bueno que está por llegar, a ese buen augurio que Isabel Perea quiere que sea este comienzo suyo en moda flamenca. Si seguimos esta estela, es fácil descubrir cuáles son los elementos de los que hace uso la diseñadora para conseguir una flamenca diferente, propia, muy fiel a ella misma y a cómo entiende la moda y quiere, o cree, que ésta puede ser.

Traje de flamenca fucsia de un par de volantes al hilo en el talle bajo de Isabel Perea en su colección Miku

Su principal baza característica es el tejido, acompañado de la clásica colocación de volantes y de la caída de los mismos, propiciando diseños de poco volumen, lo que implica comodidad. Y que nos lleva, en definitiva, al diseño en sí, al patronaje de sus caprichos de volantes. Los cuales aglutinan a un selecto puñado de ingredientes que se armonizan con la vista puesta en la búsqueda de la belleza, ésa que le provee la atemporalidad, el mejor de los atributos para un traje de flamenca.

Traje de flamenca en batista blanca, tendencia de la temporada 2020, de Isabel Perea en Andújar Flamenca

El cual se postula como el difícil equilibrio que para algunos puede ser conseguir que estos trajes de flamenca no tengan fecha de caducidad. Pues no es fácil encontrar el punto intermedio entre la tradición y la vanguardia, para conquistar las miradas de varias generaciones, las de siempre, las que actualizan lo que ven y las que están por llegar. Y que también pueden provenir de esos otros mundos de la aguja y el hilo que tanto y tan bien hacen por la flamenca, siendo fuente de inspiración en ambos sentidos.

Traje de flamenca asimétrico en nude y negro de Isabel Perea

El caso es que a Isabel Perea le ha dado por recrear flamencas usando lunares de cinco puntas sobre un fondo rudo y tosco, como es el verde cacería, para, sin embargo, crear un diseño suave, sin un volumen exagerado que busca adecuarse a su entorno. Las mangas clásicas, largas, y talle también el acostumbrado, bajo, colocando los volantes como siempre, al hilo, y dejando que la transparencia en negro para los brazos y cielo nocturno que estampa el talle sean los elementos innovadores aquí.

Traje de flamenca con estampado de estrellas de talle bajo de Isabel Perea

También utiliza otros lunares ‘dalinianos‘, ésos que adoptan las mismas formas desiguales en las que Dalí dibujaba sus relojes y que, vistos en conjunto, bien pueden tildarse de animal print, pero edulcorados, en verde agua y rosa chicle. Pues se trata de la visión de Isabel Perea sobre su flamenca.

Traje de flamenca en animal print verde y rosa de Isabel Perea

Aquí se deleita con los encajes y los vivos, tanto lisos, como zigzagueantes y en ‘tiras bordás’, para un básico traje de flamenca de talle bajo y cuello caja al que poco más que las flores y un par de pendientes puede necesitar para completar el estilismo flamenco. Uno de mis favoritos de su colección, por cierto, pues siendo un estampado tan difícil como es éste, consigue hacerlo capricho y tremendamente atractivo, con el añadido de eternidad. No es el traje de flamenca que te podrías poner un día tras otro, pero sí el perfecto para lucirlo cada año.

Detalle de la espalda abierta en escote uve en uno de los nuevos diseños dee Isabel Perea

Me faltan por nombrarte los lunares verticales, que aquí coloca en oblícuo con la complicación que eso conlleva, y que propicia que se acentúen caderas en un diseño de volantes de capa en los que también se juega a cambiar las direcciones en las que se orientan las rayas, dotándolo de futuro interminable, por su originalidad y por la sencillez del patronaje básico en cualquier armario feriante que se precie. Éste también me gusta mucho, no sé si más que el anterior, pero igual de irresistible.

Traje de flamenca de rayas al bies en blanco y negro de Isabel Perea en Andújar Flamenca

Entre sus diseños más atípicos me gustaría resaltar un tres piezas, con crop top, falda y cuello flecado, de lo más naif y hippie, quizás de los más osados de su colección en el que Isabel Perea se separa un poco de ese equilibrio entre lo de siempre y lo nuevo que vemos que maneja con soltura, para decantarse por lo más rompedor y vanguardista. Creando un diseño para la noche que pide tipazo y vientre plano y que sigue una de sus premisas básicas, comodidad y dulzura en la caída de volantes.

Traje de flamenca negro de tres piezas: crop top, falda y cuello flecado de Isabel Perea

Dejando para el final por lo extraordinario de dos looks en uno, de una de sus propuestas a las que el adjetivo perfección le viene corto. No es la primera vez, ni será la última, que veo en pasarela estilismos flamencos que se convierten en estilismos de moda quitando los volantes. Pero sí es una de las pocas ocasiones en las que me ha gustado, pues he visto errar en esto incluso a grandes firmas con muchos años de experiencia. Por lo que sí es la primera vez que una firma emergente consigue que un cambio así me guste.

Traje de flamenca desmontable de Isabel Perea

En su faceta flamenca, se trata de un traje asimétrico con volantes con cuerpo al hombro y un trío de volantes al hilo en el vuelo que se une al talle bajo con una original estructura de tirantas, que desaparece con el vuelo para desembocar en esa otra vertiente de moda. Y que imagina como vestido de un solo hombro al aire y talle ajustado hasta las rodillas, en un estampado floral que teniendo al blanco como base, se deja tintar por morado, color tendencia del 2020, y naranja, con el que tan bien combina.

Vestido asimétrico de volantes al hombro de Isabel Perea

En ambos estilos, que tan sólo separa una cremallera, el diseño es más que destacable y perfecto para cualquier maleta viajera, si eres de las que no faltas a la cita flamenca en tu ciudad, estés donde estés. Creación que es sorprendente, cuando menos, y de la que espero también os haya causado la misma buena impresión que a mí cuando lo pude ver desfilar en pasarela.

Isabel Perea tras el carrusel de su colección Miku en Andújar Flamenca 2020

Miku, pues, nace con anhelo de eternidad, con ganas de ser un buen presagio por ser la primera colección flamenca para Isabel Perea, pues constituye el punto de partida en el que su aventura profesional comienza. Escribe así sus primeras páginas en flamenca en las que se destaca en negrita esa armonía perfecta, entre el traje de flamenca de siempre y los ingredientes que definen a la flamenca actual, que sienta las bases de su propio estilo. Y el cual irá puliendo conforme se vayan uniendo otras tantas que imagine. Las cuales también espero que sean eternas, pues su creatividad y talento le pide continuidad, permanencia y futuro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.